¿Por qué ser Policía Nacional?

  • 10 enero 2020
  • Blog

La Policía Nacional viene siendo en los últimos años una de las instituciones más valoradas por los españoles, según los barómetros del Centro de Investigaciones Sociológicas. Esto quiere decir que los españoles aprecian y valoran enormemente la labor policial.

No hay nada más reconfortante para un miembro de la Policía Nacional que sentirse valorado por aquellos a quienes su trabajo se dirige, es decir, a todos los ciudadanos. Por ello, ser Policía Nacional es un honor.

Pero no solo por esa valoración externa del trabajo policial merece la pena dedicarse plenamente a esta profesión. También desde el ámbito interno ser Policía Nacional es una forma de vida, que conlleva vivir una profesión maravillosa.

Así, la plena dedicación al ciudadano en los servicios de seguridad ciudadana, tratando de ayudar día a día a las personas: muchas veces oímos cómo la Policía Nacional ha salvado la vida de hombres y mujeres, de niñas y niños, de personas mayores, e incluso de bebés. Oír eso pone los pelos de punta, y muestra la labor que la Policía hace de plena dedicación y servicio al ciudadano.

Pero la Policía Nacional es mucho más que la seguridad ciudadana, así, también tiene una labor imprescindible en la investigación de los distintos delitos que se cometen, haciendo uso de todas las técnicas de investigación existentes, en los ámbitos de investigación antiterrorista, policía judicial y policía científica, lucha contra la trata de seres humanos, documentación de españoles y extranjeros, ayudas y colaboraciones internacionales, representación internacional a través de las consejerías y agregadurías de interior en las embajadas de España, oficiales de enlace en otros países, formación policial continua, entre otros con gran diversidad de cursos de especialización, fomento de la carrera policial que permite ir ascendiendo en base a los principios de mérito, capacidad y antigüedad, etc. Es decir, la Policía Nacional es una gran institución en la que se puede hacer carrera profesional, y en la que se pueden desarrollar muy distintos trabajos, eso sí, todos ellos orientados al servicio al ciudadano. Por todo ello, el trabajo policial nunca cansa, siempre es ilusionante.

Además, los policías nacionales somos funcionarios, eso sí, funcionarios “especiales”, pues tenemos una normativa distinta, en algunos aspectos, del resto de los servidores públicos. Por este motivo, el Estado español nos abona un sueldo, lo que da a los policías estabilidad personal y familiar, un aspecto sin duda también importante a la hora de decidir porqué ser Policía Nacional.

Deja un comentario

Horario de Apertura:

Martes, jueves y viernes:
19:30 a 21:30 h.

Solicita Información